La Matriz ADL para la gastronomía. Herramienta para analizar la carta del restaurante.

Actualizado: feb 2

El Ciclo de vida del producto y la Matriz BCG


El ciclo de vida del producto muestra la evolución de un plato o producto a través de distintas etapas (tiempo) y según las ventas que realizó (cantidad vendida).

Las etapas en las cuales cada plato o producto puede pasar son: introducción, crecimiento, madurez y declinación.

Estas etapas se pueden asimilar con la clasificación que entrega la Matriz BCG. Por lo tanto, uniendo ambos conceptos nos queda lo siguiente:


La etapa de Introducción es el lanzamiento del producto o incorporación en la carta. Las ventas son bajas en esta etapa y se invierte en publicidad y promociones. Para la Matriz BCG sería un producto impopular (rompecabezas). Existe mucha incertidumbre sobre la aceptación del plato o producto por parte de los comensales. El objetivo será que este plato pase a la etapa siguiente de crecimiento, es decir que se transforme en un plato estrella.


En el Crecimiento el plato ya ha ganado una buena posición y aceptación por los clientes. Posee una alta demanda y margen. Los productos estrellas cumplen la misma condición en la matriz BCG. Son platos con altas ventas y grandes márgenes de utilidad.


En la etapa de Madurez el plato se sigue vendiendo pero a un menor ritmo. Según la Matriz BCG estos platos se clasifican como popular (caballo de batalla). Son platos con altas ventas pero con una rentabilidad baja.


En la última etapa del ciclo del producto está la Declinación. Aquí las ventas comienzan a bajar y el plato deja de entregar rentabilidad. La baja en las ventas se puede deber a la pérdida de interés por parte de los clientes o a la migración del consumo a nuevos platos. En la Matriz BCG estos platos reciben la categoría de perdedor (perro). Son aquellos que se deben analizar si se deben mantener, mejorando su clasificación o si es necesario retirarlos de la carta.


Es importante mencionar que no todos los platos o productos deben pasar obligatoriamente por cada una de las etapas. Es decir, puede suceder que un producto esté en la etapa de “introducción” y durante el tiempo pase a “declinación” directamente puesto que no fue aceptado por los clientes y por lo tanto sus ventas no crecieron. Además, algunos platos se pueden mantener siempre en la misma etapa o retroceder a una etapa anterior. Todo este análisis es a nivel interno del restaurante.


Por lo tanto, para poder analizar ambos conceptos, ciclo de vida del producto con la matriz BCG, se aplicará la Matriz ADL para lograr este objetivo.


La Matriz ADL


La Matriz de Arthur D. Little (ADL) fue creada a mediados de los 70 y muestra la combinación del ciclo de vida del producto con la posición competitiva de la empresa.

La propuesta y reestructuración que se presenta de esta matriz es hacerlo a un nivel interno del negocio.


Se combinará el ciclo de vida del producto (expresado por su margen de contribución) con las cantidades vendidas.


Más información encuentras en el siguiente libro:





Rodrigo Riquelme Barros

797 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo